La Cámara de Representantes de Estados Unidos, de mayoría republicana, aprobó este miércoles una resolución que declara en desacato al fiscal general, Merrick Garland, por negarse a publicar las grabaciones del presidente, Joe Biden, en un caso de mal manejo de documentos clasificados

La resolución, aprobada con 216 votos a favor y 207 en contra, es un nuevo paso en la estrategia del Partido Republicano de aumentar la presión sobre la Administración demócrata en medio de la campaña de las elecciones presidenciales del próximo 5 de noviembre.

El fiscal especial Robert Hur rechazó en febrero pasado procesar a Biden por mal manejo de unos documentos clasificados de su época como vicepresidente (2009-2017), aunque en un duro informe puso en cuestión la memoria y las capacidades mentales de Biden.

En respuesta, los republicanos solicitaron la grabación de los interrogatorios que Hur le hizo a Biden, pero el Departamento de Justicia rechazó su publicación.

El presidente de la Cámara de Representantes, el republicano Mike Johnson, defendió este miércoles declarar en desacato a Garland porque considera intolerable que el Departamento de Justicia y el Poder ejecutivo “oculten información al Congreso”.

Tras conocerse el resultado de la votación, el fiscal general, nombrado por Biden en 2021, emitió un comunicado en el que dijo que “es profundamente decepcionante que la Cámara de Representantes haya convertido una autoridad seria del Congreso en un arma partidista”.

“La votación de hoy ignora la separación constitucional de poderes, la necesidad del Departamento de Justicia de proteger sus investigaciones y la cantidad sustancial de información que hemos proporcionado a los comités”, declaró Garland.

El Departamento de Justicia se ha escudado hasta ahora en que sí difundió una transcripción del contenido del interrogatorio a Biden.

La minoría demócrata de la Cámara Baja acusa a los republicanos de querer obtener esa grabación para tergiversarla con fines políticos y electorales.

Garland es el tercer fiscal de la historia de Estados Unidos declarado en desacato por el Congreso, pero difícilmente será procesado porque el Departamento de Justicia debe decidir posteriormente si le da seguimiento y él lidera ese gabinete.

La CNN también ha demandado a la Administración para acceder a la grabación del interrogatorio de Biden.